Oncobióticos: ¿Qué son y para qué sirven?

oncobioticos

La evidencia científica ha demostrado que la microbiota intestinal está involucrada en el desarrollo de procesos carcinogénicos cuando existe disbiosis, pero también modula positivamente la eficacia de la terapia antitumoral si existe eubiosis, ayudando además a prevenir efectos secundarios. Por ello, es especialmente importante tener el cuenta la microbiota no sólo a la hora de tratar, sino también de prevenir el cáncer. Y para ello, existen productos altamente específicos: los oncobióticos.

¿Qué son los oncobióticos?

Los oncobióticos son un tipo de probióticos utilizados como un adyuvante para la prevención o tratamiento del cáncer. Lo cierto es que no nos protegen únicamente de tumores de tipo digestivo, como el de colon, sino que los oncobióticos han mostrado los efectos positivos también en otro tipo de tumores, como el de hígado, mama, pulmón, melanoma, leucemia, y sarcoma, entre otros.

¿Qué propiedades tienen los oncobióticos?

Los oncobióticos tienen un papel determinante en la inmunomodulación (es decir, en la regulación de la respuesta del sistema inmune), de vital importancia en el tratamiento del cáncer, además de mostrar propiedades antitumorales.

Aunque pueda sonar novedoso, el uso de los oncobióticos junto con el tratamiento inmunoterápico (como la radiación o quimioterapia) se empezó a plantear incluso antes de 1993. A lo largo de estos años se han investigado los numerosos efectos positivos de los oncobióticos en el tratamiento del cáncer, y se ha descubierto que actúan por dos vías principalmente:

  1. Potenciando la acción del tratamiento. Está descrito que el tratamiento inmunoterápico produce una alteración de la microbiota intestinal, que afecta negativamente al sistema inmune del paciente, pudiendo producir resistencia del tumor. La restauración de la fisiología normal de la pared intestinal, la disminución del crecimiento de patógenos, la producción de citoquinas antiinflamatorias y la síntesis eficiente de nutrientes ayudan en el proceso de regresión del tumor.
  2. Atenúan o previenen los efectos secundarios provocados por el tratamiento, especialmente los intestinales. Los efectos secundarios de la inmunoterapia, como la mucositis (inflamación de la membrana mucosa del tracto gastrointestinal), diarrea, náuseas, vómitos, e incluso úlceras son debidas a la disbiosis ocasionada por el tratamiento. El uso de oncobióticos protege al paciente de este desequilibrio intestinal, disminuyendo la inflamación y ayudando a controlar los síntomas.

En definitiva, los oncobióticos juegan un papel importante en la prevención y tratamiento del cáncer.

¿Cómo elegir buenos oncobióticos?

Como siempre, desde Nutribiótica recomendamos que sea un profesional actualizado en Microbioterapia el que aconseje qué, cómo, cuando, y durante cuánto tiempo se debe tomar el oncobiótico.

Deben tratarse de bacterias probióticas de origen humano, para así optimizar la adherencia al epitelio, la tolerancia y la actividad de las mismas como la producción de Ácidos Grasos de Cadena Corta.

citogenex bromatech probiotico

¿Cómo funcionan los oncobióticos?

Los oncobióticos han demostrado reducir la aparición de tumores y su metástasis, además de ayudar al paciente con los síntomas asociados al tratamiento. Esto se debe a que, entre otros efectos, impiden el sobrecrecimiento de ciertos patógenos. Es el caso de E. coli, que además de tener capacidad infecciosa causando lugar a diarreas, también tiene actividad enzimática citidina deaminasa, que degrada la gentamicina, disminuyendo así la eficacia de este fármaco. Algunos microorganismos están involucrados en ciertos procesos carcinogénicos, como el Helicobacter pylori o el F. nucleatum, donde las cepas L. acidophilus LA14 y Bifidobacterium lactis BL04 respectivamente han mostrado actividad antagonista, pudiendo disminuir su poblaciónTambién se ha descrito que algunas cepas de Bifidobacterias protegen del daño celular de ciertos xenobióticos. Además, algunos probióticos tienen la capacidad de producir compuestos como los antioxidantes, citoquinas antiinflamatorias, nutrientes esenciales y ácidos grasos de cadena corta, regulando la actividad del sistema inmune y mejorando la respuesta al tratamiento.

Beneficios de los oncobióticos

Concluyendo, los oncobióticos pueden ser de gran ayuda para el tratamiento y prevención del cáncer. A continuación, mencionaremos algunos de sus beneficios, ya explicados anteriormente:

– Regulan la respuesta del sistema inmune, mejorando la efectividad del tratamiento.

– Mejoran los síntomas gastrointestinales ligados a la inmunoterapia.

– Ayudan a frenar el crecimiento del tumor, previniendo metástasis.

– Reestablecen el equilibrio intestinal tras alteración de la microbiota causada por la quimio y/o radioterapia.

– Protegen al paciente de productos tóxicos de la dieta, ambiente y de la medicación.- Pueden prevenir la aparición del cáncer.

Bibliografía

Górska, A., Przystupski, D., Niemczura, M. J., & Kulbacka, J. (2019). Probiotic Bacteria: A Promising Tool in Cancer Prevention and Therapy76, 939–949. https://doi.org/10.1007/s00284-019-01679-8

So, S. S. Y., Wan, M. L. Y., & El-Nezami, H. (2016). Probiotics-mediated suppression of cancerhttps://doi.org/10.1097/CCO.0000000000000342

probioticos humanos cuarta generacion bromatech
  • #NBlog
Microbiota y embarazo: un cóctel de bacterias como herencia

Microbiota y embarazo: un cóctel de bacterias como herencia

Aunque la población bacteriana que habita nuestro intestino es más o menos estable en la edad adulta, en el caso de las mujeres se ve afectada por los cambios hormonales de mayor relevancia que se producen. Así que la microbiota cambia con el embarazo, la...
Leer más
Salud cerebral, microbiota y su importancia para la salud

Salud cerebral, microbiota y su importancia para la salud

Podemos definir la salud como el completo estado de bienestar biopsicosocial, aunque también podría ser considerada como el estado en que un ser u organismo vivo no tiene ninguna lesión ni padece ninguna enfermedad y ejerce con normalidad todas sus funciones. Es decir, sería el término opuesto a la enfermedad.
Leer más
Microbiota oral

Microbiota oral

La microbiota es ese conjunto de microorganismos que nos habitan y que consiguen que nuestro estado de salud esté al más alto nivel. La microbiota intestinal es ya un marcador sanitario más para los profesionales, pero hay “bichos” más allá del intestino, como en la boca, donde nos encontraremos...
Leer más
  • Puede que también te interese
Estreñimiento en adultos: más que un síntoma molesto

Estreñimiento en adultos: más que un síntoma molesto

Es un término en ocasiones inespecífico, y se refiere a una anormalidad en la función intestinal que refiere el paciente. Como todos sabemos, los síntomas más comunes del estreñimiento se caracterizan por heces de consistencia dura, con una frecuencia de deposiciones menor o igual a una vez cada dos días. Además, pueden...
Leer más
Síndrome de intestino irritable

Síndrome de intestino irritable

El Síndrome de Colon Irritable o Síndrome de Intestino Irritable (SII) es un trastorno de la interacción intestino-cerebro. Es el más común en el tracto gastrointestinal, donde la prevalencia alcanza valores de un 15-20% en países...
Leer más
Parkinson, qué es y cómo se relaciona con la microbiota

Parkinson, qué es y cómo se relaciona con la microbiota

En el futuro los estudios de microbiota nos permitirán conocer mejor los perfiles de microbiota oral o intestinal de los pacientes con enfermedad de Parkinson y afinar el tratamiento de esta patología de una forma personalizada con medicina predictiva y de precisión...
Leer más

SUSCRÍBETE A LA NEWSLETTER

citogenex rotanelle plus bromatech probioticos
Contenido protegido