#NBlog

Microbiota y disbiosis

La eficacia de los fármacos depende de tu microbiota

por | Feb 28, 2019 | Microbiota y Disbiosis

Uno de los mayores desafíos a los que se enfrenta la medicina actual es el de frenar la resistencia a los antibióticos que las bacterias están desarrollando. Una de las vías que se está estudiando para poder avanzar en este reto es la que se centra en la interacción entre la microbiota y los fármacos que se administran, para saber cómo el organismo reacciona a los tratamientos en función de la situación bacteriana que tenga su intestino.

Relación fármacos-microbiota

En 2017, se publicó un estudio en la Revista Science, realizado por la Universidad de Washington, en el que se demostró cómo algunas de las bacterias presentes en la microbiota vaginal restan eficacia a los geles antirretrovirales que se utilizan para frenar una determinada infección, reduciendo así el éxito del tratamiento y dañando el ecosistema microbiológico de la vagina.

Sin embargo, otro trabajo que también vio la luz en 2017 en Nature Medicine y que estuvo dirigido por investigadores de la Institució d’Investigació Biomèdica de Girona (IdiBGi), concluyó que el estado de disbiosis que producía el fármaco más utilizado en pacientes con diabetes tipo II, la metformina, era precisamente lo que permitía que el tratamiento funcionase, dado que se aumentaba el número de bacterias responsables de metabolizar mejor los azúcares.

farmacos microbiota

1 de cada 4, según Nature, daña la microbiota

Esta prestigiosa revista científica también hizo público un estudio que trató de ponerle una cifra real a esa interacción entre fármacos y microbiota, llegando a la conclusión de que son uno de cada cuatro los que consiguen alterar el ecosistema intestinal. El cálculo surgió de la evaluación de más de 1.000 medicamentos comercializados contra 40 cepas bacterianas representativas de la microbiota intestinal.

Con este trabajo de investigación, consiguieron demostrar que hay tres grupos de medicamentos especialmente dañinos. Uno de ellos son los inhibidores de la bomba protónica (los famosos prazoles), “que han evidenciado tener efectos antibacterianos de amplio espectro”, señalan en el informe. Por otro lado, aquellos pacientes que tiene un tratamiento basado en antipsicóticos presentan una importante disminución de la especie Akkermansia muciniphila.

Finalmente, también los inmunosupresores, dispensados para regular la actividad del sistemas inmune; los fármacos bloqueantes de calcio y los quimioterápicos demostraron alterar la microbiota de manera relevante.

Nutribiótica está compuesta por un amplio equipo médico y científico que trabaja para divulgar de manera sencilla, atractiva y adaptada a todos los públicos contenido relacionado con la microbiota, la salud y el bienestar.

¿Quieres estar al día de todo nuestro contenido?

¡Suscríbete a nuestra newsletter y recibirás antes que nadie artículos, capítulos de podcast, datos de interés, novedades y mucho más!

error: Content is protected !!