10% de descuento con el cupón NUTRI10 - COMPRAR AHORA

Menopausia y sus efectos en el suelo pélvico de la mujer

La menopausia es una etapa natural en la vida de una mujer marcada por el cese de la función reproductiva y la disminución de los niveles de hormonas sexuales, en particular, del estrógeno y la progesterona. Pero, ¿cuándo ocurre y cuánto dura la menopausia? Generalmente, la menopausia ocurre en la mediana edad, alrededor de los 45-55 años, y sus síntomas acostumbran a durar entre tres y cinco años. Sin embargo, también existe la menopausia precoz, antes de los 40 años, o ésta puede ser inducida por causas médicas o quirúrgicas.

Cambios hormonales durante la menopausia y su impacto en el suelo pélvico

Los cambios hormonales durante la menopausia desempeñan un papel crucial en la salud y la función de diversos sistemas del cuerpo, incluido el suelo pélvico. La disminución de estrógeno durante la menopausia puede tener un impacto negativo en:

  • Atrofia vaginal: La falta de estrógeno puede causar adelgazamiento y debilitamiento de las paredes vaginales, lo que puede llevar a sequedad vaginal y disminución de la elasticidad.
  • Incontinencia urinaria: La pérdida de soporte en el suelo pélvico puede contribuir a la incontinencia urinaria, ya que los músculos que controlan la vejiga pueden volverse menos efectivos.
  • Prolapso pélvico: La debilidad en el suelo pélvico puede llevar al prolapso de los órganos pélvicos, en el que uno o más órganos descienden hacia la vagina.
  • Dolor pélvico: Algunas mujeres pueden experimentar dolor pélvico y lumbar debido a la falta de soporte adecuado.

Síntomas comunes de la menopausia y cómo pueden afectar el suelo pélvico

Dentro de los 34 síntomas de la menopausia que aparecen durante la premenopausia, los más comunes son:

  • Sofocos: Sensación repentina de calor intenso en la parte superior del cuerpo, seguida de sudoración y, en ocasiones, escalofríos.
  • Cambios en el ciclo menstrual: La menstruación se vuelve irregular y finalmente cesa.
  • Atrofia vaginal: sequedad vaginal y pérdida de elasticidad, lo que puede causar molestias durante las relaciones sexuales.
  • Cambios en el estado de ánimo: Algunas mujeres pueden experimentar cambios emocionales, como irritabilidad o tristeza.
  • Pérdida de densidad ósea: Aumento del riesgo de osteoporosis debido a la pérdida de densidad ósea.

Además, si bien los dolores de ovarios son algunos síntomas físicos que relacionamos con la etapa de ovulación y menstruación, también pueden darse durante la menopausia, cuando la producción de estrógenos disminuye.

Por este motivo, las mujeres deben comprender cómo los síntomas de la menopausia pueden afectar su suelo pélvico y buscar soluciones adecuadas para preservar su bienestar y calidad de vida en esta etapa de la vida.

Ejercicios y técnicas para fortalecer el suelo pélvico durante esta fase

Uno de los aspectos más olvidados esla importancia de cuidar el suelo pélvico durante la menopausia.


A continuación se muestran algunos ejercicios y técnicas efectivas para fortalecer esta área:

  • Los ejercicios de Kegel, diseñados para fortalecer los músculos pélvicos. Para realizarlos, contrae los músculos que usarías para detener el flujo de la orina y mantén la contracción durante unos segundos.
  • El biofeedback es una técnica que utiliza dispositivos para proporcionar retroalimentación en tiempo real sobre la contracción de los músculos del suelo pélvico.
  • Los ejercicios de fuerza mejoran la fuerza y flexibilidad del suelo pélvico y del núcleo en general, además de ayudar con la postura y la conciencia corporal. Se puede complementar con la práctica de yoga y pilates,
  • El masaje del suelo pélvico realizado por un fisioterapeuta especializado puede aliviar la tensión y mejorar la función.
  • Mantener unadieta rica en fibra y beber suficiente agua durante la menopausia ayuda a prevenir el estreñimiento, reduciendo la presión sobre el suelo pélvico. Es importante que sea rica en proteínas, que sea antiinflamatoria y que cuide a nuestra microbiota. En ocasiones es interesante una dieta cetogénica y la realización de ayuno intermitente. Estas estrategias nutricionales deben plantearse según cada caso.

Es esencial consultar con un profesional de la salud o fisioterapeuta antes de iniciar un programa de ejercicios para mantener la salud y el bienestar del suelo pélvico.

Prevención y tratamiento de problemas urinarios y de incontinencia durante la menopausia

Para prevenir y tratar los problemas urinarios y de incontinencia existen otras estrategias también efectivas.

Prevención: Como ya hemos mencionado anteriormente, es imprescindible hacer una prevención con una rutina de ejercicio físico para mantener la resistencia y la fuerza de los músculos, así como seguir una dieta equilibrada para mantener un peso saludable y evitar el estreñimiento.

Tratamiento:

  • Terapia de reemplazo hormonal: En algunos casos, los médicos pueden recomendar la terapia de reemplazo hormonal para abordar la atrofia vaginal y los problemas urinarios relacionados con la menopausia.
  • Fisioterapia: La fisioterapia del suelo pélvico es una opción eficaz para el tratamiento de la incontinencia, ya que puede fortalecer los músculos debilitados.
  • Cirugía: En casos graves o cuando otros tratamientos no han tenido éxito, la cirugía puede ser necesaria para corregir problemas como el prolapso de órganos pélvicos.

Relación entre la menopausia y la disfunción sexual, ¿cómo abordar estos problemas?

La menopausia y la disfunción sexual están estrechamente relacionadas debido a los cambios hormonales y físicos que ocurren durante esta etapa. La disminución de la elasticidad vaginal y la falta de lubricación puede llevar a la pérdida de libido y dificultades para alcanzar el orgasmo y la incontinencia urinaria puede generar preocupaciones que afectan negativamente las relaciones sexuales.

Aquí te dejamos algunas estrategias:

  • Terapia de reemplazo hormonal: Ayuda a aliviar la sequedad vaginal y mejorar la salud de las paredes vaginales.
  • Fisioterapia del suelo pélvico: es crucial para tratar y prevenir problemas en los músculos, nervios y tejidos del área pélvica, mejorando la calidad de vida y la salud de las personas.
  • Lubricantes y humectantes vaginales: Su uso puede aliviar la sequedad vaginal y mejorar la comodidad durante las relaciones sexuales.
  • Terapia sexual: Consultar con un terapeuta sexual especializado puede ser útil para abordar preocupaciones psicológicas o emocionales relacionadas con la disfunción sexual.
  • Diálogo abierto: Hablar con la pareja sobre los cambios y preocupaciones sexuales es fundamental para mantener una comunicación abierta y encontrar soluciones juntos.

La menopausia no debe ser un obstáculo para una vida sexual satisfactoria. Con el apoyo adecuado y la disposición para abordar estos problemas, las mujeres pueden disfrutar de relaciones sexuales saludables y plenas durante esta etapa de la vida.

Consejos de estilo de vida y nutrición para mejorar la salud del suelo pélvico durante la menopausia

Para mejorar la salud del suelo pélvico durante la menopausia es fundamental adoptar un estilo de vida y una nutrición adecuados:

  1. Mantén un peso saludable: El exceso de peso puede ejercer presión adicional sobre el suelo pélvico.
  2. Hidratación: Bebe suficiente agua para mantener una buena hidratación, lo que ayuda a mantener la salud del tracto urinario.
  3. Dieta rica en fibra: Seguir una alimentación óptima basada en frutas, verduras, carne, pescado y huevos
  4. Evita irritantes: Reduce o elimina alimentos y bebidas que pueden irritar la vejiga, como cafeína, alcohol y comidas picantes.
  5. Ejercicio regular: Más allá de los famosos ejercicios de Kegel, los ejercicios de fuerza son un aliado indispensable para mantener la fuerza del suelo pélvico en esta etapa de la mujer.
  6. Control de estrés: La gestión del estrés a través de técnicas como la meditación o el yoga puede ayudar a reducir la tensión en los músculos del suelo pélvico.
  7. No fumar: El tabaquismo puede debilitar los músculos del suelo pélvico.
  8. Mantener una buena postura: La postura adecuada al sentarse y al realizar actividades cotidianas puede aliviar la presión en el suelo pélvico.

Al adoptar estos consejos de estilo de vida y nutrición, puedes cuidar de tu salud sexual y mejorar tu vida íntima.

Terapias complementarias para aliviar los síntomas de la menopausia y fortalecer el suelo pélvico

Es importante recordar que estas terapias no reemplazan el consejo de un profesional de la salud, pero pueden proporcionar beneficios adicionales. Aquí tienes algunas terapias a considerar:

  • Acupuntura: Se utiliza para reducir los sofocos y mejorar el bienestar emocional durante la menopausia.
  • Fitoterapia: Algunas hierbas y suplementos, como el trébol rojo y el cohosh negro, se utilizan para aliviar los síntomas de la menopausia, aunque debes hablar con un profesional antes de comenzar cualquier suplemento.
  • Meditación y mindfulness: La meditación y el mindfulness pueden reducir la ansiedad y mejorar la gestión del estrés

Recuerda que la efectividad de estas terapias puede variar según la persona, y es fundamental discutir su uso con un profesional de la salud antes de comenzar cualquier tratamiento.

Conclusión

En definitiva, los síntomas, efectos y consecuencias de la menopausia son distintos en cada mujer. Es importante entender que la menopausia no es una enfermedad y acompañarte un profesional de la salud puede ayudarte en esta nueva etapa.

probioticos humanos cuarta generacion bromatech
  • #NBlog
Carbohidratos Accesibles a la Microbiota
Carbohidratos Accesibles a la Microbiota
Seguro que todos habéis respondido que sí… aunque quizás no todos sepáis a qué me refiero. No estoy hablando de ordenadores, sino de Carbohidratos Accesibles a la Microbiota.
Gran parte de la energía utilizada por la microbiota humana...
Leer más
OMEGA 3 y niños: cuál es su importancia?
OMEGA 3 y niños: cuál es su importancia?
El consumo de Omega 3 es especialmente importante en población pediátrica. Así lo recogen en sus recomendaciones la EFSA, que aconseja en este grupo de edad 250 mg/día de EPA+DHA, y también la FAO/WHO, que recomienda...
Leer más
Los psicobióticos: probióticos para el cerebro
Los psicobióticos: probióticos para el cerebro
En este artículo vamos a abordar un “nuevo” concepto, el de psicobióticos, es decir, bacterias que tienen un efecto beneficioso demostrado sobre el eje intestino-cerebro.
Y es que nuestro intestino se considera nuestro...
Leer más
  • Puede que también te interese
Probióticos: ¿Qué son? ¿Para qué sirven?
Probióticos: ¿Qué son? ¿Para qué sirven?
Aunque todos hemos oído hablar de los probióticos, quizá muchas personas se siguen preguntando qué son los probióticos. Leyendo este artículo vas a comprender mejor qué son, para qué sirven y cómo tomarlos.
Leer más
Inmunidad, microbiota y alimentación
Inmunidad, microbiota y alimentación
En las últimas décadas hemos asistido a la aparición de nuevas enfermedades que se añaden a otras bien conocidas, algunas de las cuales (como la diabetes tipo 2, el sobrepeso etc), están experimentando un crecimiento exponencial, y todo ello tiene relación en gran parte...
Leer más
Menopausia y sus efectos en el suelo pélvico de la mujer
Menopausia y sus efectos en el suelo pélvico de la mujer
La menopausia es una etapa natural en la vida de una mujer marcada por el cese de la función reproductiva y la disminución de los niveles de hormonas sexuales, en particular, del estrógeno y la progesterona. Pero, ¿cuándo ocurre y cuánto dura la menopausia?
Leer más

Mantente al día de las últimas novedades en salud y microbiota con nuestra newsletter

Suscríbete a nuestra newsletter y sé el primero en enterarte de todas nuestras ofertas y promociones.